sábado, 10 de abril de 2010

DEL CASTILLO Y LEÓN AL DESCUBIERTO

USB perdidos tenían audios de Del Castillo

(1) Giselle Gianotti testificará este lunes sobre Del Castillo ante la jueza Martínez. (2) Esta es la copia del documento donde Gianotti denuncia ante la jueza Martínez que está siendo amenazada para que no hable, y donde, además, pide ampliar su testimonio sobre las conversaciones de Jorge del Castillo y Hernán Garrido, entre otros, con Rómulo León y Fortunato Canaán.

La ex gerente de BTR Giselle Gianotti Grados asegura que esas conversaciones estaban en los dos USB que terminaron borrados luego de que la Dirandro los incautó, en enero de 2009.
La ex gerente de BTR Giselle Gianotti Grados decidió romper su silencio y reveló a LA PRIMERA el contenido de parte de las conversaciones interceptadas a Jorge del Castillo Gálvez, actual secretario general del Partido Aprista, con el ex ministro –del mismo partido– Rómulo León Alegría, preso en el penal San Jorge.
Siempre fue un secreto a voces que los operadores de la empresa Business Track (BTR) habían grabado esas conversaciones, pero nunca salieron a la luz. Hoy, por primera vez, la propia Gianotti, procesada por interceptación en el 34 Juzgado Penal de Lima, detalló el contenido de esos audios.
Lo primero que explicó fue que el 8 enero de 2009, efectivos de la Dirección Antidrogas (Dirandro) dirigida en ese momento por el general Miguel Hidalgo, hoy director de la Policía Nacional, la arrestaron y le incautaron, además de sus computadoras, cuatro USB con audios y correos electrónicos interceptados a políticos de distintos partidos y empresarios.
De los cuatro dispositivos, la Dirandro sólo colocó a dos de ellos el código de seguridad o código hash, que detecta si alguien manipula o borra sus archivos; precisamente estos son los que se robaron y dejaron en su lugar dispositivos diferentes con contenido sin relevancia.
Pero a los otros dos USB incautados a Gianotti, los policías no les colocaron el código hash. Son en estos últimos, en los que, según Gianotti, se encontraban los audios interceptados a Del Castillo. Sin embargo, hoy se encuentran en blanco. Este diario confirmó que así pasaron al Poder judicial.
Su testimonio
Gianotti dijo que ha pedido una ampliación de su declaración ante el 34 Juzgado Penal para incluir lo que conoce sobre los audios. “Por ejemplo, a mí la juez Martínez nunca me ha preguntado qué había en los USB que están borrados y en los que se perdieron. Por qué el fiscal jamás me ha preguntado eso”, cuestionó la acusada en una conversación grabada con LA PRIMERA.
“Por qué nunca me han dicho: señora, ¿recuerda usted algún audio sobre tal o cual tema que no esté dentro del material que nosotros tenemos? Por qué no me han preguntado eso. Ojo que yo soy la única de los procesados que asiste a todas las audiencias”, indicó.
En este momento de la conversación ella señaló que en esos audios, que alguien borró, estaban las conversiones telefónicas sostenidas por Jorge del Castillo con Rómulo León Alegría y Fortunato Canaán.
“Jorge del Castillo hablaba con Rómulo León. Bueno, ellos, en realidad, lo que hablaban era del tema del petróleo. En un momento, Rómulo le dice a Del Castillo que no se preocupara, pues todo lo que esto generara iba a cubrir la campaña del 2011 –lo que ya era conocido-. También hablaba de que era muy amigo de los de petrolera Monterrico, de unos señores Vera, me parece, y que iba a tratar de ver cómo solucionar el tema del petróleo y que lo iba a hacer con (José) Carrasco Távara (parlamentario aprista)”, señaló.
Gianotti declinó hablar sobre los contenidos de los audios de Del Castillo con Canaán, de lo que declarará ante la juez Martínez.
Sí confirmó que en los USB borrados también estaban los audios de Hernán Garrido Lecca, ex ministro de salud, y de Luis Sifuentes Velarde, ex jefe del Departamento de Infraestructura del ministerio de salud, con quienes Rómulo León y Canaán trataban sobre sus proyectos de construir hospitales.
“En ese caso, por ejemplo, Sifuentes le pedía instrucciones a Rómulo León de cómo tenía que hacer las bases para la construcción de los hospitales, a fin de hacerla de tal forma que los representados de Rómulo León ganaran”, agregó.
“También había de un caso de Carlos José Motte Piccone, en una venta de armas me parece como de US$ 30 millones. Esta conversación era con el ex ministerio de Defensa (Ántero Flores)”, indicó.
Copias ante amenazas
Cuando LA PRIMERA le preguntó si tenía una copia de seguridad de esos audios que estaban en su UBS, Gianotti simplemente dijo que sólo hablará de eso y de otros detalles con la jueza Martínez el día que sea citada para ampliar su declaración judicial.
Señaló que uno de los motivos por el cual no habló antes sobre estos asuntos fue porque intuyó que si rompía la reserva del proceso por interceptación, el fiscal Milla iba a pedir que se le enviara devuelta a prisión.
Gianotti jamás antes había ofrecido una declaración a la prensa y si esta vez se animó a hacerlo dos días antes de que se levante la reserva del proceso, fue porque, según afirma, hay gente que la está amenazando cada vez con mayor intensidad para que no haga ninguna declaración a nadie.
“He recibido varias amenazas telefónicas y por mensajes de texto, en las que me dicen que me quede callada o de lo contrario puede pasar algo malo conmigo o mis hijos, pero igual voy a hablar, igual estoy hablando”, declaró.
Consideró posible que los autores de las amenazas sean agentes de la Dirandro porque dicen tener un audio donde está siendo interrogada por el coronel PNP Carlos Morán.
“Me están extorsionando, ofreciendo los audios donde yo estoy siendo interrogada por el coronel Morán y me han pedido plata por esos audios. Me han pedido US$ 10 mil”, añadió.
“Del Castillo hablaba con Rómulo. Bueno, ellos, en realidad, lo que hablaban era sobre el tema de negocios de petróleo. En un momento, Rómulo le dice a Del Castillo de que no se preocupara pues todo lo que esto generara iba a cubrir la campaña del 2011”, Giselle Gianotti.
DETALLE
Gianotti dijo que sabía que Jorge del Castillo ingresaba a la sede de la Dirandro para informarse del seguimiento que le estaban haciendo antes de ser detenida el 8 de enero de 2009. Dijo que por esos días Del Castillo llamó por teléfono a Ántero Flores –a quien en una ocasión dio una exposición sobre el movimiento bolivariano–, a fin de averiguar si él conocía sus viviendas. LA PRIMERA consultó con Flores Aráoz este tema, pero no lo negó ni afirmó. “En este momento no lo recuerdo”, dijo.
Raúl Sánchez

No hay comentarios:

Publicar un comentario