viernes, 11 de enero de 2013

Campodónico deja Petroperú


En este caso, a diferencia de otros, Humala no tiene la excusa de los escándalos, las huelgas u otras anormalidades significativas para cambiar a la cabeza de la institución. Si Campodónico se va, será exclusivamente porque el copamiento del gobierno por la tecno-burocracia comandada por Castilla ha llegado demasiado lejos y vienen ahora por los últimos espacios desde los cuales se podía aspirar a una política medianamente nacionalista.
CAOS
Raúl Wiener
Se veía venir. No sólo por los rumores que llegaban de distintos lados, sino sobre todo por la cada vez más evidente discrepancia entre los planes de desarrollo del sector petrolero y de hidrocarburos de Petroperú y la política errática, tramposa y entreguista a cargo del ministro Jorge Merino Tafur, que en un solo año tergiversó el concepto de recuperación de las reservas embargadas de gas natural del lote 88, que siguen igual que antes; destrozó el proyecto del gasoducto andino y la petroquímica del sur; salvó al consorcio de Camisea de su obligación de devolver las regalías dejadas de cobrar por el desvío de barcos en alta mar hacia destinos no declarados para obtener mejores precios; demoró la aplicación de alternativas para que Petroperú reingresara a la explotación directa de hidrocarburos del subsuelo; vaciló frente a la modernización de la refinería de Talara y se lavó las manos ante la propuesta de venta de La Pampilla.
La ruta para la recuperación de la soberanía energética que era la bandera clave de la campaña nacionalista siguió abierta después de todos los virajes iniciales del gobierno, pero se cayó porque los puestos de decisión política fueron siendo tomados por una capa de funcionarios que ya estaban en el Estado cuando se entregaron las riquezas del país a través de la privatización. Increíblemente Humala convocaba a recuperar el gas y colocaba en el viceministerio de Energía, al tecnócrata que hizo los contratos por los cuales el Perú no puede disponer libremente de sus riquezas. Ese hombre es además ahora el responsable de los nuevos contratos que se suscriben a través de Perupetro y nada de eso hubiera ocurrido si el presidente decía no y si frenaba a su ministro Merino, cuyo mérito aparente es haberle conseguido un pequeño fondo de subsidio para un GLP de pobres que nada tiene que ver con la promesa original de obligar a Camisea a sincerar sus precios al público para obtener un gas más barato para todos.
La técnica para sacar a Humberto Campodónico de la presidencia de Petroperú ha seguido una ruta que parece ya una marca de este gobierno: primero es la coexistencia, luego la acumulación de discrepancias, el teléfono cortado y el pedido de renuncia. Luego, como está ocurriendo, el nombramiento de un presidente de reemplazo escogido de entre los funcionarios de línea que seguramente hará que la transición sea menos evidente hasta lograr poner a quién realmente exprese lo que se espera para esta importante empresa. Recuérdese que en Perupetro hubo dos presidentas que no duraron demasiado desde la salida de Ochoa hasta la entronización del señor Ortigas. Así que si de paciencia se trata, los neoliberales como Merino han demostrado que van conquistando posiciones poco a poco.
El problema es Humala y el riesgo que una empresa emblemática como Petroperú termine controlada por agentes de las transnacionales del sector.
Y eso en nombre del nacionalismo.
ECONOMÍA DECIDE POLÍTICA ENERGÉTICA EN EL PERÚ
La salida de Humberto Campodónico de PetroPerú demuestra la clara injerencia del Ministerio de Economía en el sector energético, advirtió el decano del Colegio de Ingenieros del Perú, Carlos Herrera Descalzi.
Para el decano del Colegio de Ingenieros del Perú, Carlos Herrera Descalzi, ahora el país carece de una política energética y acusa injerencias desde la cartera de Economía y Finanzas en el sector energético.
“El gobierno arrancó con una política de masificación del Gas Natural, ahora quieren masificar el GLP (gas licuado de petróleo) para producir electricidad. La política energética es una visión a futuro y ahora el gobierno apuesta por quemar petróleo para producir electricidad. El país en el tema energético avanza en zig zag”, afirmó.
Según Descalzi, el responsable de los vaivenes en la política energética y la salida de funcionarios como Aurelio Ochoa de Perupetro (ahora lo reemplaza el exviceministro de energía y amigo del ministro Merino, Luis Ortigas) y ahora Humberto Campodónico se encuentra en la cartera de Economía y Finanzas.
“La política energética del país se dirige por lo que piensa el MEF (Ministerio de Economía y Finanzas); por ello ahora vemos a muchos exfuncionarios de Proinversión (ente ligado al MEF) que ocupan cargos en el sector energía y Minas. Las preferencias se orientan a ese lado (MEF)”, advirtió.
Para Herrera Descalzi ahora con la salida de Campodónico de PetroPerú, en definitiva el gobierno repite lo de anteriores gobiernos en que la política energética no se definía. “Se ha vuelto a lo de antes. El Perú es un país sin política energética, sin una visión a futuro”, alertó.
El exministro de energía y Minas, Carlos Herrera Descalzi resaltó la labor de Campodónico al frente de la petrolera estatal y consideró que su salida es por discrepancias en la política energética con el Ministerio de energía y Minas (MEM).“No había sintonía entre PetroPerú y el MEM; lo que para Campodónico eran prioridades para el ministro Jorge Merino no la eran. Y alguien tenía que dar un paso al costado”, opinó.
El expresidente de Perupetro, Aurelio Ochoa, señaló que no es una sorpresa la renuncia de Humberto Campodónico a la presidencia de PetroPerú. En efecto –dijo– recordemos que la junta de accionistas de la empresa estatal, es decir el Ministerio de Economía (MEF) y el Ministerio de energía y Minas (MEM), decide la suerte de esta y por consiguiente de su directorio.
“No hay una ley que los proteja, a diferencia de Perupetro, PetroPerú no tiene una autonomía definida. Está claro que pasadas las fiestas de fin de año, el MEF y el MEM dieron el golpe final, lo cual es una muestra de la política que se está emprendiendo en este momento”, agregó Ochoa.
Para el congresista Javier Diez Canseco, no existe ninguna duda de que la salida de Humberto Campodónico de PetroPerú, responde a presiones del Ejecutivo y a la negativa de este de potenciar la empresa estatal.
“No tengo ninguna duda de que esto responde a presiones del Ejecutivo y de los medios, hace tiempo hubo un trascendido de que (Jorge) Merino (titular del MEM) le había pedido la renuncia a Campodónico cuando ésta solo es posible por una falta grave o incumplimiento de metas. Esto está vinculado, en mi opinión, a la negativa de los ministros de potenciar PetroPerú”, añadió el legislador.
Asimismo, precisó que los cambios en los puestos estratégicos del sector energético responden también al interés de beneficiar al grupo que hoy controla La Refinería Pampilla. “Repsol está pretendiendo poner un impuesto para elevar el precio de los refinados de La Pampilla y con ese dinero remodelarla y venderla a un precio mayor como un negocio”, manifestó.
¿HACIA DÓNDE APUNTA PETROPERÚ?
Al exministro de energía y Minas, Carlos Herrera Descalzi, le preocupa la continuidad en la política y prioridades de PetroPerú, como la modernización de la Refinería de Talara, el retorno de la petrolera estatal al upstream (exploración y producción de petróleo) y el ingreso a la Bolsa de Valores de Lima.
“PetroPerú volvería al upstream en los próximos meses, este fue un logro de la gestión de Campodónico; ahora ¿qué sucederá? ¿Se cumplirá con la modernización de la refinería de Talara? Esperemos que sí”, apuntó.
En tanto, el expresidente de Perupetro Aurelio Ochoa consideró que se ha avanzado poco con todo lo que se quería hacer en PetroPerú y no porque Campodónico no haya querido sino porque no recibían el apoyo adecuado ni del Ministerio de Economía ni del Ministerio de energía y Minas “Campodónico debió reclamar cuando se sintió poco apoyado o encadenado por el Ejecutivo”, señaló.
No obstante, consideró que el elevado precio estimado para la modernización de la Refinería de Talara (US$ 3,400 millones) debió explicarse y sustentarse apenas conocida la información “ese ha sido el ‘Waterloo’ de Campodónico”, acotó.
MERINO AL FRENTE DEL MEM
“Desde que Merino ha entrado en el ministerio no se ha registrado ningún avance contundente, nada concreto, solo intenciones, por ejemplo lo del Gasoducto del Sur Peruano”, precisó el expresidente de Perupetro, Aurelio Ochoa.
El congresista Javier Diez Canseco señaló sarcástico que “los avances de Merino son haber confundido completamente el gasoducto del sur andino y haberlo detenido, ese ha sido su principal logro y el otro es haber conseguido sin modificaciones y sin nuevas reglas cada vez más concesiones a los grupos económicos”.
REACCIONES
Manuel
Dammert
“Que se haya nombrado en el directorio de PetroPerú a trabajadores de carrera de la empresa estatal (Héctor Reyes, presidente de PetroPerú y funcionario desde 1974) no garantiza que PetroPerú siga el camino de su fortalecimiento. Si esos trabajadores se han mantenido en la empresa es porque siempre han acatado las órdenes que el gobierno de turno les ha impuesto”.
Javier Diez Canseco
“Trascendió que la empresa Petrobras había pedido ampliar el plazo de la concesión del Lote 58 de la zona de Camisea por dos años y que en la reciente visita de la presidenta de Petrobras (a la que Campodónico no fue ni informado ni citado), había ofrecido ceder el 50% de su lote a PetroPerú, sin embargo el gobierno aún no responde a dicha  propuesta”.
Jaime Quijandría
“El costo efectivo de la modernización de la refinería de Talara es de US$2,600 millones, los otros costos anexos corresponden a una serie de obras que se iban a hacer a través de una tercerización, es decir no eran parte del proyecto “por lo tanto creo que hubo un pequeño bache en la información que se dio”.
Jorge Manco Zaconetti
“En esta visión política donde supuestamente el pragmatismo esconde la mediocridad y el más crudo oportunismo, el futuro de empresas públicas como PetroPerú es incierto, y oscuro”, opinó el investigador a través de su blog “Kuraka”. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario