sábado, 26 de julio de 2014

PETROPERÚ, FIESTAS PATRIAS Y ¡SOBERANÍA EN RIESGO!


PETROPERU: LA PATRIA NO SE VENDE

Manuel Dammert Ego Aguirre

Lo advertimos.
El Gobierno acaba de anunciar que reorganizará el Directorio de Petroperú, como adelanto del discurso presidencial de estas Fiestas Patrias. Este Gobierno, que dejó sin objetivos ni plan a la empresa de todos los peruanos, ahora trata de privatizarla, empezando por hacer los anunciados cambios en su directorio, para luego vender el 49 % de sus acciones y entregar sus proyectos, financiados con recursos públicos, a manejo privado. Esta ola privatista desnacionalizadora, acaba de anunciar la privatización de Sedapal, de las otras empresas públicas de Agua Potable, el cierre de la empresa portuaria Enapu, y la entrega a las AFP de los aportes jubilatorios de independientes y mypes.
Planteamos la Iniciativa Legislativa para modificar los art 3.2 y 6 de la Ley 30130, que maniatan y privatizan Petroperú. Miles de ciudadanos la respaldan. Más de 60 mil adherentes la han suscrito, y continúa la movilización hasta llegar a 100 mil. La presentaremos al Congreso y si se niegan a aprobarla, la llevaremos a referendo nacional ciudadano con las elecciones generales del 2016. Es urgente recuperar los lotes petroleros para garantizar financieramente a la nueva Refinería de Talara. Es indispensable que Petroperú asuma la convocatoria al complejo petroquímico del sur peruano, para darle perspectivas industriales al gasoducto sur peruano, y no se quede en quemar gas para producir electricidad y exportarla.
El actual anuncio del Ejecutivo busca allanar el camino para la privatización de Petroperú, entregando en bandeja de plata la modernizada refinería de Talara. En contraste, nuestra Iniciativa Legislativa de Soberanía fortalece la posición competitiva de Petroperú sobre la base de la renta petrolera, manteniendo la participación clave en los pozos petroleros, en la refinación, el almacenamiento, la distribución y la venta de combustibles para brindar seguridad energética al país, con energía y combustibles limpios, seguros, baratos y diversificando la economía nacional.
El Poder Ejecutivo pretende reducir a Petroperú a solo Refinería, la que solo tiene un margen de rentabilidad del 5%. La refinería de Petroperú compraría el crudo producido en el país al precio internacional y ellos se quedarían con la renta petrolera (diferencia entre costo de producción a US$ 10 y el precio de venta a US$ 100). El Estado debe afirmar la modernización competitiva de Petroperú con la propiedad mayoritaria del accionariado, pudiendo colocar progresivamente en bolsa hasta no más del 20 %, como lo hace Colombia.
Es necesario asegurar la rentabilidad de Petroperú, lo que se logra con la integración vertical de Petroperú. Debemos afirmar los proyectos de refinería y petroquímica del norte y el sur, para garantizar la soberanía energética. ¡La Patria es nuestra, Petroperú integral es garantía de soberanía energética nacional! ¡Fiestas Patrias, defiende Petroperú, lucha por la Soberanía Nacional!

No hay comentarios:

Publicar un comentario