jueves, 8 de enero de 2015

GOBIERNO PRORROGA CONTRATOS PETROLEROS SIN LICITACIÓN

HIDROCARBUROS ENTREGADOS A DEDO

OSCAR FELIPE VENTURA
EL PULSO A LA COYUNTURA
ES UNA POLÍTICA ENTREGUISTA Y FRAUDULENTA
La vida de la república peruana está envilecida por decisiones que los diversos gobiernos de turno han cometido contra los intereses del país. Por eso con justificada razón, José Carlos Mariátegui sostuvo que “El Perú ha tenido clases dominantes y no clases dirigentes”. Asimismo, el historiador de la República Jorge Basadre sintetizó la conducta política de los gobernantes en los siguientes términos: “Las grandes plagas de nuestro aprendizaje público han sido de parte de nuestros gobernantes, la mentira, el robo y el despotismo, con su obligado compañero, el servilismo”
¿A qué viene esta referencia histórica? Lo hago para tratar una de las decisiones del gobierno que revelan una vez su carácter entreguista y antinacional, tan igual como los que le procedieron.
Mediante Decreto Supremo – con la firma del presidente de la República y de los ministros de Economía y de Energía y Minas - el gobierno ha prorrogado los contratos de varios lotes petroleros sin licitación. Se basa en los acuerdos de PERUPETRO (agencia promotora de la inversión en hidrocarburos, creada durante el gobierno de la mafiosa dictadura fujimontesinista; tiene 22 años).
¿De qué se trata?
Veamos: en febrero del 2012, Perupetro, mediante acuerdo de directorio, decidió licitar todos aquellos lotes cuyos contratos estaban por terminar, con la finalidad de lograr mejores condiciones que no solo revierta la declinante producción de petróleo, sino fortalezcan las arcas del fisco. Pero solo unos meses después (diciembre 2012), Luis Ortigas, hasta ese momento vice ministro de Energía, asumió la presidencia del directorio de Perupetro y durante su gestión se cambiaron los acuerdos de directorio previos y se anunció que un grupo de lotes ubicados en el noroeste serán prorrogados a sus mismos concesionarios y Petroperú puede optar por ingresar asociado con un mínimo de 25%.
¿A qué obedeció este cambio de los acuerdos de directorio? ¿Por qué se ha optado por prorrogar los contratos ya vencidos? ¿Qué hay de por medio? ¿Quiénes son los beneficiarios?
Sobre este asunto ya me ocupé en octubre del 2013; pero hay algo más. En medio de una candente polémica en el verano del 2014 los contratos de los lotes III y IV fueron ampliados un año más a la empresa INTEROIL, que hace poco se retiró del país sin pagar al Estado por un año usufructuando de dichos lotes. Hago recordar que esta empresa INTEROIL está ligada al Ministro de Energía y Minas, en tanto su estudio de abogado asesoró a tal empresa en juicio contra el Estado.
¿Qué pasó con los lotes III y IV dejados por INTEROIL? En la primera quincena de diciembre pasado, ambos lotes fueron licitados con un solo postor en carrera. ¿Quién? Nada menos que Graña y Montero del grupo El Comercio (Graña y Montero es el nuevo dueño de esos lotes por 30 años). Esos lotes están ubicados en los campos de Talara.
¿Por qué fueron descalificados los demás postores y se dejó como único postor a Graña y Montero? ¿Por qué el Gobierno dio pase a esta arbitraria operación?
Cuánta razón tuvieron Mariátegui y Basadre. El Perú ha tenido clases dominantes y no clases gobernantes. Se repite lo que Basadre había sintetizado: mentira, robo y servilismo.
Hay otros casos más: En el caso del lote XV, el contrato fue suscrito en 1998 y debería terminar en 2018, pero se ha prorrogado el contrato por 10 años más. En el caso de los lotes VII y VI, el contrato se suscribió en 1993  y debió culminar en 2015, pero irá hasta el 2025, con la prórroga.
Todo lo anterior demuestra que ha quedado demostrado - una vez más - que el gobierno favorece intereses privados a costa del patrimonio nacional.
Es bueno que recordemos lo que ha significado las privatizaciones impuestas por la mafiosa dictadura fujimontesinista. La pregunta que los peruanos debemos hacernos es: ¿Las privatizaciones han favorecido al usuario, a los consumidores, a los industriales y al pueblo? Una privatización que sólo sirve para concentrar y centralizar aún más el poder político y económico de quienes ya lo ostentan, y en abundancia, no responde a los intereses del país.
En el caso de hidrocarburos, se nos decía que se privatizaba la industria de hidrocarburos, PETRO PERÚ, porque era un monopolio, porque había que aumentar la producción de crudo y las reservas de petróleo; asimismo, porque había que darle precio competitivo y eficiente a los consumidores y atraer inversión del empresariado.
¿Qué ocurrió? ¿Se cumplió la promesa?
¡Nada de eso! Hoy la realidad nos demuestra que todos esos ofrecimientos fueron falsos. Los precios que pagamos hoy por los combustibles son más caros, incluso que los vigentes en Estados Unidos. Con la privatización de Petroperú, el país ha sido expropiado de la RENTA PETROLERA (diferencia entre costo de producción y precio de venta). La producción de petróleo ha disminuido: en el año 1996, con Petroperú, la producción era 126,000 barriles diarios; ahora con el sector privado es de sólo 60,000 barriles por día.
Asimismo, hay menos inversión exploratoria. En  los años 70, durante el gobierno del general Velazco, la inversión exploratoria era de 200 millones de dólares anuales y se perforaban un promedio de 26 pozos. En la década del fujimorismo la inversión exploratoria se redujo a 40 millones de dólares anuales y un promedio de 6 pozos perforados.
En conclusión: la privatización de activos de Petroperú en la década del noventa fue funesta para el Perú.
¿Qué hacer?
Tenemos que denunciar este hecho. Debemos exigir que el Congreso de la República investigue en los términos declarados por los congresistas Danmert y Veronika Mendoza. Pero ya sabemos cómo terminan esas investigaciones. Por eso es imprescindible el veredicto de las calles. Necesitamos una gran movilización nacional permanente para denunciar estos hechos que atentan contra el país. Están de por medio operaciones por más de quinientos millones de dólares. Necesitamos la participación decidida de las organizaciones gremiales, sociales y de partidos políticos democráticos, progresistas. Y por supuesto de la izquierda. Necesitamos el concurso de los jóvenes que hoy luchan valientemente contra la “Ley Pulpín”. ¡Todos a movilizarnos en defensa de los intereses de la patria!   
 ofeven@hotmail.com                                                                                                          
Trujillo, 08 de Enero del 2015

No hay comentarios:

Publicar un comentario