domingo, 6 de diciembre de 2015

DANIEL MORA: “TOLEDO QUERÍA SACARME A COMO DÉ LUGAR, YO SABÍA QUE SE HABÍA REUNIDO CON VARIOS RECTORES”

Daniel Mora. General en retiro. Congresista de Perú Posible. Hasta la noche del jueves, presidente de la comisión de Educación del Parlamento. Exministro de Defensa del gobierno de Alejandro Toledo. Propulsor de la nueva Ley Universitaria.
Ana Núñez
Renato Pajuelo
La última vez que Daniel Mora conversó con Alejandro Toledo fue el martes 24 de noviembre. Ese día, el líder de Perú Posible presentaba su último libro y le pidió al congresista que lo visitara  para que conversaran. Así ocurrió, pero el encuentro terminó en una fuerte discusión porque Toledo le pidió a Mora que no se oponga a la llamada Ley Cotillo. El resto de la historia nos la explica el propio parlamentario en una entrevista que se realizó en dos tiempos: Antes y después de que Toledo lograra sacarlo de la comisión de Educación.
Pedro Cotillo dice que este tema del fin del mandato de los rectores le ha originado taquicardia, úlceras sangrantes. ¿Usted, que ha estado en el otro lado de la orilla, cómo anda de salud?
No, yo me siento molesto por lo que pasa en el Perú. Alguien me preguntó: ¿Se siente contento de que haya sido rechazada la famosa Ley Cotillo? Yo lamento lo que está pasando. Es imposible salir del subdesarrollo en el Perú si en el Congreso tenemos grupos con conflictos de interés evidentes que no dejan progresar al país.
Esta Ley Cotillo se ha querido aprobar al caballazo. Han tenido que salir a la calle los jóvenes para que el Congreso retroceda.
Al caballazo... es que con ella se pretendía interrumpir la Ley Universitaria, que debió cumplirse a partir del 10 de julio del año pasado. O sea, ya de por sí estaban inclumpliendo la ley.
Las nuevas autoridades se debieron haber elegido en diciembre del año pasado. La primera disposición complementaria de la Ley Universitaria dice que al entrar en vigencia, cesan las asambleas universitarias, cesan todos los nombramientos, contrataciones, hasta que se elija a las nuevas autoridades. Entonces, ampliar el mandato de los rectores  iba a traer un estancamiento en la aplicación de la ley. 
¿Quién quería estancar la ley?
Los congresistas que representan a alguna universidad y a universidades suyas también. Por ejemplo, estaba el congresista Elías Ávalos, dueño de la universidad San Juan Bautista, que era uno de los principales impulsores y era el que estaba con todos los rectores de universidades privadas. Lo que me sorprendía era que por el Congreso estaban dando vueltas rectores de universidades privadas, como Alas Peruanas.
¿Por qué estaban tan interesadas las universidades privadas en un tema referido a universidades públicas?
Porque las privadas están cumpliendo a regañadientes la  Ley Universitaria, pero ellas quisieran ver que la ley desaparezca. ¿Por qué? Porque les va a demandar más inversión. La ley exige, por ejemplo, 25 por ciento de profesores a tiempo completo y algunas universidades de estas que yo les llamo chichas...
...De medio pelo
...De medio pelo, no tienen ni el uno por ciento de profesores a tiempo completo. Una universidad, por ejemplo, que tiene mil profesores, tiene 15 profesores a tiempo completo. Ahora deberá tener 250 a tiempo completo. ¿Cuándo habíamos visto a una universidad privada defendiendo a la pública? Recién ha salido ahora último el señor Cotillo, pero antes nunca salió en ningún lado.
Eran las universidades privadas las que estaban encima porque quieren seguir haciendo un negocio de la educación. Hay muchas exigencias que tiene la ley que representan mayor inversión. Ahora todas esas universidades privadas que están exentas de pagos de impuestos serán evaluadas por la Sunedu, que verá en qué reinvierten sus excedentes, porque por esa razón les ha dado el Estado esas inafectaciones. Nunca las han supervisado. Si se comprueba que alguna utiliza los fondos con fines distintos al universitario, se le pueden quitar algunas exoneraciones.
Es buen negocio poner una universidad privada en el Perú.
Es el negocio más rentable. Después del narcotráfico, el negocio más rentable es la educación. Para que tengas una idea: las inafectaciones que da el Estado de cinco impuestos, equivale más o menos al 40 por ciento de los ingresos de una universidad. Quiere decir que por cada millón de soles que entra a esa universidad, 400 mil los ponemos nosotros. Ninguna otra actividad productiva en el Perú tiene esas gollerías. Pero nadie controla que ese dinero que el Estado deja de percibir se esté aplicando correctamente y entonces tenemos universidades privadas sin fines de lucro, como la Garcilazo, donde el rector gana 7 millones y medio de dólares anuales. Toda esta investigación la hemos mandado a la Fiscalía pero no hace nada.
Tremendos voceros que se consiguieron las universidades: Alan García, Pedro Pablo Kuczynski, Alejandro Toledo.
A ver, ¿quién es el dueño de Alas Peruanas? el señor (Fidel) Ramírez, un técnico del Ejército que sacó su doctorado, trabajaba en la cooperativa y en este momento, en la práctica, es dueño. Y quién es el secretario general de Fuerza Popular, el señor (Joaquín) Ramírez, el sobrino del rector de Alas Peruanas. Entonces, así vamos viendo cómo se van financiando algunos partidos políticos.
Alan García dijo que él se tumbaría a la Sunedu. ¿Qué hay detrás de esa frase?
Él se la tumbaría porque él es director de un instituto de una universidad privada sin tener doctorado, porque creo que la ley exige que tenga doctorado, pero recibe un sueldo que debe ser espectacular, más movilidad y todo que le cuesta a los alumnos y a todos nosotros, porque como es una universidad, se supone, sin fines de lucro, está exenta de cinco impuestos. Entonces, todos indirectamente subsidiamos esa universidad.
Entonces tenemos que algunas candidaturas se están financiando con dineros de la educación.
No lo puedo asegurar, pero evidentemente sí hay signos de que esto pudiera estar sucediendo. Por ejemplo, una universidad saca propagandas muy grandes donde aparece la cara grandota del dueño y se lee “La educación es primero”, y abajo dice, en chiquito, Universidad César Vallejo. Ese es un gasto indirecto de los recursos que son para la educación en propaganda. Un artículo de la Ley Universitaria dice para las universidades privadas exclusivamente: los bienes de la universidad no pueden ser usados para fines distintos que los universitarios.
Su líder, Alejandro Toledo, fue otro de los candidatos en defender la permanencia de los rectores. ¿Qué defiende en realidad Toledo?
Este es el plan de gobierno de Perú Posible 2011-2016. Lo primero que se aborda en el tema de la educación universitaria es la revolución en la educación (muestra un documento). Mire: "Creación del Consejo Nacional de Desarrollo de la Universidad Pública; esto lo vemos a través del Sunedu. Nueva gestión universitaria, elección de autoridades. Modificación de la ley del Sineace, homologación de los docentes universitarios". Es decir, los cuatro puntos los cumplí largamente. Entonces, a mí me resultó inexplicable este documento de presión (un comunicado de la Asociación de Universidades del Perú, en el que se exige a Toledo separar a Mora de la comisión de Educación) que se publica un día antes de que salga el señor Toledo a hablar todas esas cosas ofensivas contra mi persona. Evidentemente, hubo una presión de rectores...
¿Han presionado a Toledo?
Han presionado, y el señor Toledo todavía decía que yo me había atornillado, cuando yo había sido reelegido, porque era imposible sacar leyes importantes en una, dos legislaturas... porque no es solo esta ley, hemos sacado la Ley de Reforma magisterial, la Ley de moratoria, la Ley de bibliotecas...
Toledo dice que debió permanecer solo un año frente a la comisión.
Generalmente. Pero muchos congresistas, inclusive mi bancada, votaron para que yo continuara. El último acuerdo que tuvimos, porque ya yo veía que el señor Toledo quería sacarme a como dé lugar y sabía que él se había reunido con algunos rectores que lo habían ido a buscar intentando  sacarme para que yo no defendiera esta ley... Quedamos que yo en diciembre iba a entregar el cargo a algún otro congresista que no ha sido presidente de comisión.
¿Entonces, cómo explica todo lo que pasó en los últimos días?
Para mí, que (él) ha tenido una gran influencia. La prueba es que salió un reportaje en el que el señor Cotillo dice “el señor Toledo me ama y yo también lo amo”. Pero había también otros señores, como el señor de la universidad Pedro Ruiz Gallo de  Chiclayo, que ha sido apresado. Yo mandé a decirle al asesor del señor Toledo que no reciba el honoris causa y una semana después fueron apresados los vicerrectores por corrupción. Entonces, todo esto me pareció extraño y estoy convencido de que ha habido una presión de este tipo, porque no entiendo cómo unos candidatos puedan ir contra una ley que tiene una aprobación muy alta, del ochenta y tantos por ciento. La única explicación que veo es que hay dinero detrás de esto.
La que sigue es la segunda parte de nuestra conversación, el viernes 4 a las 17:00 horas. Cuando ya había sido separado de la Comisión de Educación.
Me decía hace 24 horas que sabía de las presiones para que usted deje la comisión, pero no imaginaba que eso se iba a cumplir tan rápido.
El proceso normal debe ser a través de la bancada. Yo ayer (jueves) por la tarde tuve que retirarme del Congreso porque había fallecido un amigo mío muy querido. Me he enterado que en la noche se habló de los cambios de comisiones. Me sorprende porque esos cambios se toman por acuerdo de bancada, pero acá parece que el vocero ha recibido indicaciones de Toledo para que presente un documento en el que diga que soy reemplazado, como si hubiese sido la bancada la que lo hubiera hecho.
Ha sido retirado por decisión expresa de Alejandro Toledo.
Sí. Evidentemente, yo considero un maltrato lo que se ha hecho y algo no reglamentario, porque la bancada no aprobó esto.
Bajo su presidencia, la comisión de Educación archivó la norma que permitía mantenerse en sus cargos a los rectores. ¿Aun así peligra la Ley Universitaria?
La Ley Universitaria siempre va a estar en peligro porque hay muchos intereses en juego y no conviene a muchos candidatos o precandidatos a la presidencia que esta ley se implemente. Afecta a muchos intereses de privados, ordena un poco el sector público y nos lanza a una universidad distinta que participe en el desarrollo y en el crecimiento del país. Nosotros pensábamos que con la sentencia del Tribunal Constitucional estaba solucionado todo, pero estoy seguro de que habrá acciones legales porque hay un Poder Judicial que responde mucho a universidades públicas y privadas. Muchos jueces y fiscales son profesores de esas universidades, doctores honoris causa o abogados de esa mismas instituciones. Desde mi labor de congresista seguiré al tanto de este tema. Nadie me lo puede impedir.
¿Después de este maltrato seguirá en Perú Posible?
Bueno, yo ya te he dicho que no entré a Perú Posible por Toledo, sino por principos. He recibido muchas adhesiones de dirigentes de todo el país. Así que estaremos evaluando...
¿No demuestra esto que PP ya no es el partido con principios al que usted se adhirió?
No es el partido, acá ha sido una persona la que ha originado todo esto.
Se refiere a Toledo y Toledo es el líder de un partido caudillista.
Casi todos los partidos son caudillistas y es difícil luchar contra los caudillos porque siempre encontrarán franeleros que aprueban lo que el caudillo hace. Yo nunca he sido un franelero, nunca he sido un “sí señor”.
Me dice que va a evaluar qué hacer. Quizá Toledo se adelante y lo expulse a usted.
Que me expulse, pues. Tendrá que darme las razones por las que se pueda dar esa expulsión. Yo creo que se puede luchar desde adentro, creo que hay dirigentes que piensan como yo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario