lunes, 25 de julio de 2011

Alan García no entregará Banda Presidencial al nuevo mandatario

Teme ser pifiado en el Congreso
Así se despidió Alan García del gobierno en 199O
Haga click en el siguiente enlace:
Saliente gobernante sí asistió a la toma de mando de Alberto Fujimori, pero no lo hará con Humala, tras las pifias que recibió aquella vez
Alan García dijo esta mañana que no irá a la toma de mando de su sucesor, Ollanta Humala, porque recordaba el “maltrato” que recibió en 1990, cuando acudió a la sede del Legislativo para pronunciar su discurso de despedida antes de que Alberto Fujimori recibiera la banda presidencial.
En efecto, El Comercio recogió en su edición del 29 de julio de ese año los hechos escandalosos que se produjeron en el hemiciclo mismo, que “jamás antes se habían registrado en una sesión solemne de transmisión de mando”.
“El rechazo de las comisiones para anunciar al presidente saliente que estaba listo el Congreso para recibirlo, así como la comisión de recibo en la puerta del Congreso, fue mayoritario. El sonero carpetazo expresó este rechazo”, se leía en la crónica del acto.
Aunque ello solo sería el inicio, pues cuando la banda de la PNP empezó a tocar la Marcha de Banderas, con lo que se anunciaba la llegada de García al recinto, “gritos en contra y sonoros golpes a los escaños por parte de la oposición” competían con las palmas apristas.
García evidenció su nerviosismo cuando, tras saludar a los presidentes de Chile, Bolivia y Venezuela en el lugar, saludó al nuevo presidente del Congreso, Máximo San Román, y olvidó hacer lo propio con los mandatarios de Argentina y Colombia, a cuyos asientos tuvo que volver.
Los “¡Que se vaya!” y “¡Que no hable!” silenciaban el discurso de 12 minutos que trataba de iniciar el saliente presidente, que mantenía la sonrisa. Pocos aplausos y muchas pifias recibió García de los congresistas, entre quienes no se contó a los de la bancada del Fredemo (con el que postuló Mario Vargas Llosa a la presidencia de la República).
Y aunque la inflación al final de este gobierno es el opuesto al 7.500% que dejaba entonces, García no se arriesgará a empañar su despedida, colmada de inauguraciones.
García no entregará banda presidencial: "No es bueno para mí, ya lo sufrí en el 90"
Saliente jefe de Estado descartó que se trate de un desaire y que más bien pretende evitar maltrato en el Congreso al no asistir a toma de mando
Tras el anuncio de que el saliente mandatario Alan García no asistirá al hemiciclo para el acto de transferencia de mando a Ollanta Humala, las críticas no se hicieron esperar, en el sentido de que se trataría de un desaire del líder aprista para con su sucesor —a quien derrotó en las elecciones de 2006—. García Pérez quiso esta mañana aclarar su ausencia.
En tal sentido, mientras inspeccionaba las obras del nuevo colegio Mercedes Cabello, señaló que el último 28 de julio de cada presidencia (primero de cada nueva administración) “es para escuchar el mensaje del nuevo Presidente” y aunque él mismo asistió a la toma de mando de Alberto Fujimori en 1990, recordó que entonces “hubo tales desórdenes en el Congreso con mi asistencia que prefiero curarme en salud y decir “Dejemos que el nuevo presidente dé su mensaje con toda libertad y no demos rienda suelta a esta pasiones que deslucen delante de jefes de Estado extranjeros’”.
Con ello se refirió a abucheos que se dieron el último día de su primer gobierno en la sede del Legislativo: “Eso es casi inevitable, los parlamentarios aprovechan para hacer sus ruidos y sus gritos y eso no es bueno para el país, ante nuestros visitantes extranjeros. Finalmente, no es bueno para mí, porque ya lo sufrí en el año 90”.
También añadió que no es una obligación constitucional asistir al acto y que es mejor que el presidente de la República abandone la casa de gobierno en el momento en que el nuevo presidente presta juramento.
Asimismo, advirtió que el simbolismo de la entrega de la banda presidencial “tiene poco sentido” y que “por dimensión y longitud, no será la que yo uso la que usará el señor Humala”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario