jueves, 8 de julio de 2010

Municipios en Bolivia expulsan a la USAID

Municipios en Bolivia expulsan a la USAID por desestabilización

Esta semana, los alcaldes del Departamento de Pando, territorio amazónico en Bolivia, emitieron un pronunciamiento público expulsando a la Agencia Internacional de Desarrollo de Estados Unidos (USAID) de su región.
Según el pronunciamiento, los alcaldes de Pando también resolvieron expulsar a los operadores, contratistas y agencias que colaboran con la USAID en su jurisdicción, debido a la “infiltración de organizaciones sociales bolivianas con fines desestabilizadoras” contra el proceso de cambios que lidera el Presidente Evo Morales.
“Como alcaldes del mayor territorio amazónico, poblado por hombres y mujeres dignos, decidimos soberanamente en cada una de nuestras jurisdicciones expulsar a todas las ONGs, empresas, agencias y proyectos financiados por el gobierno de Estados Unidos, a través de USAID y sus aliados”, destacó el pronunciamiento.
“Expresamos nuestro repudio y rechazo a las maniobras políticas que realizan empresas, agencias y funcionarios pagados por USAID y el gobierno de EEUU con el propósito de generar conflictos internos en el país para socavar la legitimidad de este proceso histórico de liberación nacional”, alertaron los alcaldes de Pando.
Decisión inmediata
La expulsión de la USAID en el territorio amazónico de Bolivia se hace efectiva de inmediato, según el comunicado, “A partir de la fecha, ninguna ONG, fundación, nacional o extranjera, empresa y/o proyecto que no cuente con la autorización de los alcaldes y sus consejos municipales podrá hacer intervención alguna en nuestro territorio”.
El pronunciamiento acusa a la USAID y sus programas en Bolivia de “intervenir abusivamente…bajo el maquillaje de la lucha contra la pobreza, preservación del medio ambiente”, pero “con enfoque capitalista y programas racistas denominados ‘protección de paisajes indígenas’ [que] suplantan la autoridad de los municipios e intervienen políticamente en las comunidades indígenas y campesinas”.
Lavado de dinero
También denunciaron que la USAID y sus agentes violan leyes financieras y están involucradas en el lavado de dinero, “Decenas de ONGs colonizadas y colonizadoras operan en nuestros territorios y varios millones de dólares circulan clandestinamente por las comunidades”.
Un informe de mayo 2010 sobre el financiamiento de las agencias internacionales, incluyendo a la USAID, a grupos políticos anti-chavistas en Venezuela, también reveló que gran parte de los más de 40 millones de dólares que invierten anualmente en éstos sectores es ingresado al país de forma ilícita. “Algunos donantes…[pagan] en efectivo (en dólares o euros), utilizan cuentas en el extranjero o aplican cifras semi-oficiales para el cambio…” para evitar los controles sobre las transacciones en moneda extranjera en Venezuela y así no fiscalizar los millones de dólares que ingresan de manera ilegal al país.
El año pasado, los municipios de Chapare y El Alto en Bolivia también expulsaron a la USAID de sus territorios, citando amplias evidencias sobre su intromisión en los asuntos políticos internos del país y sus intentos de desestabilizar al gobierno de Evo Morales.
Penetración en las comunidades indígenas
Durante la Cumbre de la ALBA realizada en Quito el pasado 25 de junio, los presidentes Evo Morales de Bolivia y Rafael Correa de Ecuador denunciaron las actividades desestabilizadoras de la USAID en sus países. Morales alertó a la USAID y al gobierno de Estados Unidos que pronto será completamente expulsada de su nación si no dejara de inmiscuirse en los asuntos internos de Bolivia. “No me temblaría la mano en expulsar a la USAID de Bolivia”, declaró el Presidente Morales.
En los dos casos, la USAID y sus “cooperantes” (fachadas) han estado financiando y asesorando a grupos indígenas para realizar acciones contra los gobiernos de Morales y Correa, y así generar un conflicto mayor en sus países.
Millones para la desestabilización
El gobierno de Barack Obama aumentó el presupuesto de la USAID en América Latina éste año a casi 450 millones de dólares. De esta cifra, 101 millones de dólares fueron destinados a “promover la democracia” en Bolivia, 38 millones de dólares se invertieron en ONGs en Ecuador, y entre 40 a 50 millones de dólares fueron “donados” a grupos y campañas anti-chavistas en Venezuela, incluyendo algunos aportes “triangularizados” a través de fundaciones europeas y canadienses que canalizan los fondos de Washington.
La decisión transcendental de los alcaldes del territorio amazónico en Bolivia de expulsar la USAID y todas las ONGs que reciben sus aportes y asesorías, podría tener un impacto a nivel regional. Otros países como Venezuela y Ecuador, podrían seguir los pasos dignos del pueblo boliviano y tomar decisiones similares para proteger la soberanía de sus naciones frente a las intromisiones e injerencias de las agencias estadounidenses
http://www.avn.info.ve/node/3921
http://vulcano.wordpress.com/2009/02/09/el-golpe-dirigido-por-washington/

No hay comentarios:

Publicar un comentario